Blog sobre la Marihuana | Experiencia Natural
Envío + Semilla Gratis a los 30€
Inicio » Cultivo de marihuana » Floración de la Marihuana: Guía Definitiva sobre esta Etapa


13.04.20

Floración de la Marihuana: Guía Definitiva sobre esta Etapa

Comparte!

Cuando se comienza a cultivar la floración de la marihuana parece un tema complicado, pero nada más lejos de la realidad. La floración del Cannabis es un proceso que se va dominando con la experiencia e incluso un cultivador novato, siguiendo la guía que vamos a ofreceros, podrá tener éxito en esta fase del ciclo de vida de la marihuana.

En esta guía definitiva sobre la floración de la marihuana encontrarás todo lo necesario para optimizar una de las etapas más importantes de la planta. Una buena floración de la marihuana es sinónimo de altas producciones de cogollos más potentes. Sigue leyendo para saberlo todo sobre la floración y el Cannabis.

¿Qué es la Floración de la Marihuana?

Esta etapa del ciclo de vida de las plantas es fundamental.

La floración es una etapa dentro del ciclo de vida de la planta de Cannabis. Durante la misma, la marihuana deja atrás el crecimiento vegetativo, donde alcanza la altura necesaria, para destinar sus energías a la producción de semillas o cogollos de marihuana. En el caso de que la planta haya sido polinizada, semillas, si por el contrario no ha sido polinizada, dará lugar a sus frutos, los cogollos de marihuana.

¿Cuándo Comienza la Floración de la Marihuana?

La floración de la marihuana cultivada en exterior depende de la genética y las condiciones climáticas. Las variedades fotosensibles cultivadas en exterior, por lo general, suelen comenzar la floración en el hemisferio norte entre julio y agosto. Por otro lado, en el hemisferio sur, la floración de la marihuana se suele dar entre enero y febrero.

En el caso de las plantas autoflorecientes, no fotodependientes, como luego veremos, la floración comienza cuando tú las induzcas a ello. Es decir, cuando modifiques su fotoperiodo a 12 horas de luz y 12 horas de oscuridad.

Esta cita extraída de la Biblia del Cannabis de Jorge Cervantes lo resume muy bien: “En la mayoría de cepas de marihuana, los primeros signos de flores femeninas aparecen una o tres semanas después de inducir la floración con el fotoperiodo de 12 horas de luz y 12 horas de oscuridad”.

A pesar de que su nombre lleve a confusión, la floración de la marihuana no comienza con la aparición de las primeras flores, sino que lo hace algo antes. La marihuana, Sativa e Índica, comienza a florecer cuando percibe un cambio de luz. La mayoría de cultivadores se cree que el cambio se mide por el aumento de luz, pero esto no es así.

La marihuana determina cuando es el momento de comenzar con la floración cuando disminuye la cantidad de luz recibida. Esto es, a partir del solsticio de verano. La marihuana es una planta anual y fotodependiente, esto significa que sus etapas de ciclo de vida transcurren a lo largo de las estaciones del año.

Cuando la marihuana percibe un cambio de luz, sabe que se avecina el invierno y comenzará a crecer para cobijar a su descendencia, las semillas. De hecho, algunas variedades de Cannabis pueden incluso duplicar su altura durante las primeras semana de la fase de floración.

Etapas de la Floración

Durante las primeras 3 semanas, la planta de marihuana producirá nuevos tallos y hojas de forma habitual, seguirá creciendo. No obstante, tras pasar ese tiempo la marihuana centrará sus energías en la producción de cogollos. El comienzo de la etapa de floración de la marihuana es el momento de aplicarla mayor parte de los boost de floración, que aportan el azúcar y nutrientes necesarios para que esta sea más explosiva, como luego veremos.

Al comienzo de la floración de la marihuana, los entrenudos de las plantas, que son los espacios entre las hojas, se hacen más pequeños y el crecimiento se ralentiza, pero como hemos dicho no se detiene. Aunque puede parecer que la planta deje de crecer, existe mucho crecimiento interno durante la floración de la marihuana.

¿Cómo Activar la Floración de la Marihuana?

Lo más importante en la floración es nutrir a la planta con nitrógeno, potasio y fósforo

Como hemos dicho, si cultivas en exterior plantas fotodependientes, la floración de la marihuana comenzará por sí sola. Solo tendrás que preocuparte de que la región donde vivas ofrezca la suficiente luz para asegurar esta fase del ciclo de vida del Cannabis. Si bien es cierto que puedes inducir la floración en exterior cubriendo tus plantas de la luz durante 12 horas y asegurándose de que recibe otras 12 horas de luz.

Sin embargo, para los cultivadores de interior, es necesario inducir la floración de la marihuana a través de ciclos de luz. Así, simplemente tendrás que aumentar la oscuridad que dabas a tus plantas durante el crecimiento vegetativo (18 horas de luz y 6 horas de oscuridad). Así, tendrás que pasar a un ciclo de luz de 12 horas y 12 de oscuridad.

Ahora bien, en interior hay que ser cuidadoso con los ciclos de luz. De esta forma, si la interrumpimos el ciclo de oscuridad de 12 horas con luz repentina, podemos provocar un estrés enorme a las plantas que desemboque incluso en una planta hermafrodita, que puede afectar muy negativamente al desarrollo habitual de la cosecha.

Variedades Autoflorecientes

La marihuana autofloreciente es la única excepción en este proceso. No necesitan oscuridad continua para comenzar la floración. Estas están “programadas” por la naturaleza para florecer en un momento determinado, sin importar las condiciones climáticas, para bien y para mal.

Además, las cepas de marihuana autofloreciente crecen mucho más rápido. Tienen una etapa de crecimiento vegetativo más corto, que generalmente dura de 1 a 3 semanas. Esto también significa que la floración de la marihuana automática se produce, aproximadamente después de 1 mes de crecimiento.

¿Cómo Sé que la Floración de la Marihuana ha Comenzado?

La floración trae consigo cambios en las plantas. Pese a que durante las 2 primeras semanas estos cambios no son del todo evidentes, notarás como la planta deja de crecer y comienza a mostrar pequeños frutos. Además, también notarás que la planta deja de producir hojas nuevas y que comienzan a aparecer pequeños pistilos blancos.

En el caso de que plantes marihuana regular no feminizada, es en este momento también conocido como pre-floración, cuando tendrás que prestar atención a las plantas. Así, estas empiezan a mostrar su sexo: los machos crean polen, mientras que las hembras crecen pistilos. Además, los machos tienden a seguir creciendo, mientras que las hembras no.

¿Cómo Saber de Qué Sexo es mi Planta de Cannabis?

Durante los primeros momentos de la floración, ambas, plantas masculinas y femeninas producirán flores. Sin embargo, los cogollos de las plantas de marihuana masculina son más pequeños y tienen un color diferente. Dependiendo de la variedad, este color puede ser más rojo, amarillo, verde apagado… Por su parte, las hembras manifiestan estigmas vellosos y blancos.

Si tu objetivo es obtener una cosecha de marihuana abundante y rica en THC, es en este momento cuando tendrás que localizar los machos de tu cosecha y retirarlos lo antes posibles. Antes de que lleguen a polinizar a las hembras y en los cálices de las plantas no se produzcan cannabinoides, sino semillas.

Pero esto no es lo único a tener en cuenta. Además de la aparición de cogollos, durante la floración de la marihuana notarás que los nudos se han acortado, las ramas reforzado y las hojas comienzan a cubrirse de resina. Esta resina es un adelanto de que está por llegar, pero aún no vale la pena extraerlo y probarla, ya que no tiene todo el THC que podrás llegar a tener. Así que ten paciencia.

Al final del primer mes de la floración de la marihuana, puedes observar pequeños racimos que se forman a través de los frutos. Estos racimos se llaman cogollos. Son los mismos cogollos que finalmente cosecharás, pero no están listos. Tendrás que hacer un poco más de trabajo antes de que sea el momento de la cosecha.

Nutrientes durante la Floración de la Marihuana

Ahora sí que sí, ya has inducido la etapa de floración de la marihuana, así que presta atención a los siguientes consejos sobre la nutrición en esta fase tan importante del ciclo de vida de la marihuana. Además de una luz determinada, la marihuana en floración precisa de nutrientes adaptados.

Así, el nitrógeno, fósforo y el potasio (NPK) son los nutrientes a los que has de dar prioridad y tus plantas necesitarán dosis de liberación lenta de estos alimentos durante los meses de floración. Aquí es donde mucho cultivadores fallan, ya que se exceden en el aporte de estos nutrientes y crean excesos de nutrientes, lo que es contraproducente.

Un importante consejo a seguir durante la floración de la marihuana es que seas delicado con la planta. Durante esta fase, el Cannabis es más sensible, tanto a los nutrientes y deficiencias como al medio y agentes externos. Las plagas y enfermedades comunes suelen aparecer durante la floración de la marihuana. Así que sé cuidadoso.

Si notas que algunas hojas se caen, no pasa nada. Esto es normal, pero solo en áreas donde la planta no recibe luz, como las hojas inferiores. Estas hojas no son importantes, ya que la planta ahora está desviando su energía hacia su parte superior y la formación de cogollos.

Sin embargo, si notas muchas hojas amarillas o una rápida pérdida de hojas en la parte superior de la planta, puede estar dando a sus plantas demasiado fertilizante, o puede tener una enfermedad que necesite atención inmediata.

Entrenamiento Antes de la Floración de la Marihuana

La floración es la etapa en la que la marihuana da frutos.

Al cultivar en interiores, las plantas necesitan un poco de entrenamiento antes de comenzar la floración de la marihuana. El entrenamiento ayuda a aprovechar el espacio en un armario de cultivo y también puede aumentar su rendimiento final. Durante el comienzo de la etapa de floración, los tallos son flexibles y pueden doblarse sin romperse para hacer diversas técnicas. Sin embargo, a medida que avanza la floración de la marihuana, se volverán más duros y no podrán hacerse modificaciones.

Dentro de estas técnicas de estrés, encontramos la de doblar tallos de forma suave, que se llama entrenamiento de bajo estrés o LST. En este proceso, los tallos se doblan y se entrenan para que crezcan hacia los laterales en lugar de únicamente hacia arriba. Cuando se lleva a cabo, la luz llega de mejor forma a todas las partes de la planta.

El entrenamiento de bajo estrés puede aumentar sus rendimientos hasta en un 40%. Simplemente recuerda llevar a cabo esta técnica durante el primer mes de floración, cuando los tallos son maleables y redireccionables. También puedes practicar defoliaciones, monster cropping, lollipopping, sog, scrog… Tú decides cuál se amolda mejor a tu cultivo.

Segundo Mes de Floración de la Marihuana

A medida que continúa el ciclo de floración, comenzarás a ver más hojas, ramas y brotes. Todo se hará más ancho y más grueso. La planta incluso puede comenzar a parecerse a un árbol de Navidad, con las hojas inferiores creciendo más allá de su parte superior. Esta es una buena señal de una planta madura sana.

El segundo mes es cuando el Cannabis comienza a estar listo para la cosecha. El número de cálices en las plantas continúa aumentando. Esa resina transparente del primer mes se oscurece y desarrolla un fuerte olor. Los brotes se expanden y se extienden. En definitiva, la cosecha adquiere su forma casi final.

Las Últimas Semanas de Floración

La floración de la marihuana es una de las etapas más importantes.

La fase de floración de la marihuana generalmente dura entre 1 y 2 meses, pero es posible que algunas cepas pasen en floración hasta 2 semanas más. Debido a que no hay un número establecido de semanas de floración, debes de saber reconocer los síntomas de madurez.

La madurez es la etapa más buscada en el ciclo de vida del Cannabis. Cuando haya llegado a este punto, solo te faltarán días para poder ser cosechada.Sabrás que la planta se encuentra en este momento porque los cálices y los pistilos se hincharán y comenzarán a ponerse rojos y marrones. La resina continúa acumulándose, volviéndose más pegajosa y pesada a cada día que pase.

Las últimas semanas traerán consigo un aumento considerable en la producción de THC. Esto es realmente algo fenomenal para tus plantas (y para ti, por supuesto) porque el THC es un disuasivo de plagas natural que mantiene los insectos lejos de la planta con flores. Esta es una razón por la cual el THC tiene un olor tan poderoso.

Si aún no está utilizando filtros de carbón, ahora es el momento de hacerlo. No podrás enmascarar ese olor. En estos momentos, la marihuana habrá terminado con su floración, ahora es el momento de cosechar, pero eso ya pertenece a otro artículo distinto.

Esto ha sido todo sobre la floración de la marihuana. Si os ha gustado, os recomendamos que leáis Ruderalis: ¿Qué es Este Tipo de Marihuana y Para Qué Sirve? y Marihuana y Medicamentos ¿Cómo Interactúan el Cannabis con Fármacos?.

 

Comparte!

¿Te ha gustado "Floración de la Marihuana: Guía Definitiva sobre esta Etapa" ?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
(5 votos, promedio: 4,20 de 5)

Suscríbete para recibir ofertas y regalos




Palabras relacionadas:
Floración de la Marihuana: Guía Definitiva sobre esta Etapa
Floración de la Marihuana: Guía Definitiva sobre esta Etapa Descúbrelo todo sobre la floración de la marihuana, una de las etapas más importantes dentro del ciclo de vida del Cannabis.
https://www.semillas-de-marihuana.com

Artículos relacionados

Comentarios

Aún no hay comentarios para "Floración de la Marihuana: Guía Definitiva sobre esta Etapa"

    Deja tu comentario