Blog sobre la Marihuana | Experiencia Natural
Envío + Semilla Gratis a los 30€
Inicio » Bricomaría » Cómo Hacer Hachís Casero: Guía completa con todos los métodos


23.02.20

Cómo Hacer Hachís Casero: Guía completa con todos los métodos

Comparte!

¿Quieres saber cómo hacer hachís casero con esos restos de marihuana que te han quedado? No busques más, porque en esta guía te explicaremos el paso a paso de las distintas técnicas de este proceso.

Antes de aprender a hacer hachís casero, debes de saber que es un proceso sencillo. En muchos casos no necesitaremos materiales extra, simplemente los restos vegetales de nuestro cultivo. Animaos a probar las técnicas, que están 100% probadas su efectividad y contadnos qué os parecen y vuestros resultados en la sección comentarios. Comenzamos! 😉

Atréve a aprender cómo hacer hachís casero con sencillos métodos

Qué es y Cómo Hacer Hachís Casero

El hachís es un concentrado de marihuana que se puede obtener a partir de cualquier parte de la planta. Principalmente hojas de azúcar o cogollos, aunque también se puede hacer de zonas menos nobles como los tallos y resto de hojas. El objetivo de hacer hachís es obtener una sustancia con alta concentración en cannabinoides. Estos pueden ser THC o CBD, principalmente, aunque existen muchos más.

Es una buena forma de obtener un concentrado repleto de THC que ocupe menos espacio que la marihuana, sea más fácil de camuflar y emita menos aroma. De esta manera, hoy en día, el hachís es uno de los derivados de la marihuana que más se consumen en determinadas zonas del mundo. En el norte de África y parte del continente Europeo, el hachís es la forma principal de consumir cannabis.

Otra de las ventajas que presenta el hachís es que al estar concentrado el THC, las fumadas pueden ser realmente potentes. Además, el hachís, si se ha hecho bien con buen material, no pierde las propiedades organolépticas de la planta. Al contrario, puede intensificarse, porque no nos olvidemos que es un concentrado.

Diferentes Métodos para hacer Hash

Existen muchos métodos de cómo hacer hash casero. Cada uno de ellos, se adapta a tus necesidades y tipo de concentrado que quieras obtener. Estos métodos, que pueden parecer novedosos, no lo son en absoluto.

Se sabe que en los locos años 20 ya se consumía hachís tal y como lo conocemos hoy. Si nos trasladamos más en el tiempo, podemos ver como en Nepal, el hachís ya tenía un uso medicinal en su sociedad.

Aunque sin duda, uno de los países precursores del hash ha sido y será Marruecos, especialmente la zona de Chefchaouen, donde los cultivos de marihuana para Kifi, superan el alcance de la mirada.

Sea cual sea la zona del mundo en la que se haga hachís, suelen existir unos métodos principales. Los métodos más populares son la técnica en seco y la extracción con hielo y agua. Cada una de estas formas para hacer hachís cuentan con características propias.

No obstante, el material que introducimos para obtener la resina es el mismo. Principalmente restos vegetales de la planta y restos obtenidos de manicurar la marihuana. Pero si te preguntas cómo hacer un hachís casero premium, la clave es utilizar los mejores cogollos de la marihuana.

Sin embargo, sí que es cierto que estos cogollos suelen fumarse al natural, y los restos se utilizan para el hachís. De esta forma, hacemos un aprovechamiento integral de la planta de Cannabis. Las mejores hojas para hacer hash, sin importar el método, son las conocidas como hojas de azúcar. Estas cuentan con gran presencia de tricomas, que son los centros creadores de cannabinoides como el THC.

A continuación, te presentamos los distintos métodos que existen para hacer hash casero. Disfrútalos!

Hachís en Seco

El material que vayamos a destinar para hacer el hachís en seco determinará la cantidad y calidad del producto final. Esto significa que si utilizamos una producción que no ha sido muy rica en resina y de poca calidad, seguramente el resultado final no sea el mejor del mundo. Aunque seguro que está bueno igualmente.

Una de las formas de cómo hacer hachís casero es en seco.

1. Requisitos

Lo primero que se debe hacer con este método de cómo hacer hachís casero es seleccionar las partes de la planta que queremos utilizar. Tienes 2 opciones, por un lado utilizar los mejores cogollos de tu cosecha para hacer le hachís de mayor calidad. Aunque también puedes optar por utilizar hojas de azúcar y tallos con presencia de resina y obtener un hachís exquisito pero de pero calidad que el primero.

Una vez tengamos al material, tendremos que introducirlos en un bote hermético y ponerlo a congelar durante una 24 horas aproximadamente. Esto es un proceso importante, ya que conseguiremos que os tricomas se separen de la materia vegetal fácilmente.

Una vez congelemos la hierba, podremos proceder a extraer el hash y para ello necesitaremos mallas o tamices que separen la resina de los cogollos. También necesitan una superficie completamente limpia con un papel tipo horno, donde caerá la extracción El método no tiene mucha complicación. A continuación, te lo explicamos.

2. Proceso

Simplemente, coloca la marihuana separada en pequeños cogollos encima del tamiz. No utilices trozos de cogollos muy grandes, ya que será más difícil que desprendan toda su resina. A continuación, tendremos que mover los cogollos por la superficie del tamiz, con el papel de horno debajo, favoreciendo la separación de tricomas.

Sacude el tamiz sin pasarte, ya que sino comenzaremos a introducir material vegetal poco interesante para el hash. El resultado caerá en el papel de de horno. Para recoger el resultado, podemos ayudarnos de una tarjeta de plástico e ir agrupando la resina en un montón. Después, podremos prensarlo y darle forma de placa o bola.

Para asegurarnos que no entra mucho resto vegetal en la resina, comprueba que el resultado que obtienes en el papel de horno no supera el 20% de la cantidad de marihuana en el tamiz. De lo contrario, comenzaremos a perder calidad de la extracción.

Como hemos dicho, la cantidad dependerá de la calidad: puedes obtener mayor cantidad de hash pero de peor calidad u obtener menos cantidad de hachís de calidad inigualable. Esto depende de tus gustos.

3. Producto Final

Una vez tenemos la resina amontonada podemos pasar a procesarla manualmente para darle una forma. Esto nos permitirá almacenarlos de forma cómoda e impedir que se seque y pierda propiedades. Para ello, lo que más suele hacerse el prensado y básicamente consiste en presionar el producto final.

Lo más recomendable es utilizar placas de acero o una superficie poco porosa a la que no se pegue la resina. Entonces, ejerceremos presión hasta tener la forma de ficha rectangular que buscamos.

Existen máquinas y lavadoras en seco que ahorran este proceso de agitado. En el caso de utilizar estos métodos automatizados, simplemente tendremos que colocar la marihuana en el tambor o depósito, activar el mecanismo, recoger los resultados y darles forma. Esto es todo sobre hacer hachís casero en seco, esperemos que os haya servido de ayuda. Continuemos con otros métodos de cómo hacer hachís casero.

Hachís Casero con Hielo y Agua (Bubble Hash)

Otra de las formas de cómo hacer hachís en casero muy popular es en húmedo: utilizando agua y hielo. Al introducir estos elementos, podemos incurrir en una pérdida de aroma, que podrá quedar disuelto en el agua. Por otro lado, la calidad final de este hachís casero es muy buena y produce muy buena cantidad de resina con potentes efectos.

Una de las formas principales de cómo hacer hachís casero es con agua y hielo

1. Requisitos para Hacer Hachís Casero con Hielo y Agua (Bubble Hash)

Para realizar este tipo de extracción casera necesitarás hielo y agua. También necesitarás 1 cubo grande y un kit de mallas para colar el resultado. Finalmente, puedes servirte de una lavadora para hacer hachís casero o en su defecto un cubo adicional y un objeto que sirva para mezclar. Un taladro con accesorio de batido o una batidora sin cuchillas son perfectos.

Además, como en el anterior caso, en esta técnica de hacer hachís casero tendrás que congelar el material que vayas a utilizar un día antes, para favorecer el desprendimiento de tricomas.

2. Proceso (Bubble Hash)

En primer lugar, una vez congelada la marihuana, deberemos de rellenar un tercio del volumen de 1 cubo de agua. En este mismo cubo, tendremos que añadir el hielo hasta cubrir aproximadamente la mitad del cubo. Podemos utilizar un termómetro para asegurarnos de que la temperatura es de como mucho.

Para saber cómo hacer hachís casero en húmedo tienes que seguir los pasos de esta guía.

Introduciremos la marihuana dentro del cubo con agua y hielo. Finalmente, introducimos la batidora y comenzamos a mezclar todo el contenido durante aproximadamente 15 minutos.

Es el momento de colocar las mallas para colar la resina en el otro cubo. El orden de estas mallas es de mayor a menor granulado. Esto significa que el primer tamiz cuenta con los agujeros más grandes, mientras que el último, el más fino, dará lugar al hachís casero en húmedo.

Simplemente filtra el agua y el hielo a través de las bolsas y prensa cada una de las mallas hasta obtener una sustancia pastosa, que será la resina final. Tiene que tener un aspecto amarillento y denso y si suelta espuma, siempre puedes echar un poco de agua para que se disuelva.

3. Con lavadora, todo es más fácil

Así como con cómo hacer el hachís casero en seco es más aconsejable hacerlo sin lavadora, a mano. En el caso de cómo hacer el hachís casero en húmedo sí que es recomendable utilizar una lavadora que extraiga los tricomas de manera eficiente hacia nuestro resultado final.

El proceso es el mismo, simplemente nos ahorraremos el tener que utilizar una batidora o taladro y simplemente tendremos que introducir la bolsa que viene con la lavadora con la marihuana en el interior de la misma. Posteriormente, tendremos que hacer los pasos anteriormente indicados para pasar la resina por los filtros.

Para saber cómo hacer hachís casero es importante saber utilizar una lavadora de extracciones.

4. Resultado final de Hacer Hachís Casero con Hielo y Agua

Por último, tendremos que secar la resina resultante y el objetivo será convertirla en polvo. Cuando seque la resina, la pondremos sobre un colador de cocina de grano fino y comenzaremos a espolvorearlo sobre un papel de horno en una superficie limpia.

Una vez hayamos colado todo el contenido, a partir de que hayan pasado un par de días, podrás empezar a darle la forma adecuada al producto final.

Consulta el siguiente enlace para conocer la guía completa paso a paso e ilustrada de cómo hacer bubble hash con lavadora. Disfrútala!

Cómo Hacer Hachís Casero BHO

La extracción de BHO es un proceso en el que conseguimos aceite de Cannabis mediante la utilización del gas butano. Os preguntaréis qué papel tiene la utilización de un gas como el butano en cómo hacer hachís casero. Pero lo cierto es que el butano es un gas idóneo para la extracción. Esto se debe a que durante la extracción ignora la sustancias de menor calidad para el hachís, como la clorofila.

Una de las maneras de es mediante la técnica del gas butano.

1. Requisitos

Lo primero que necesitas es marihuana o restos vegetales de esta con buena presencia de resina congelada del día anterior. Además necesitarás un gas butano de alta calidad pensado para el BHO. El tubo extractor Honey Bee o el Gas Colibrí son los dos productos estrella para hacer esto.

También necesitaremos un recipiente en el que se depositará el resultado final de la extracción: el hachís casero.

2. Procedimiento

Introduciremos el material en el tubo con gas butano que hayamos seleccionado. Simplemente tendremos que accionar la válvula que deja pasar el gas butano a través del tubo. El resultado caerá en el recipiente inferior y será pastoso y muy pegajoso.

Evita hacer este proceso en un sitio pequeños y mal ventilados, ya que el gas butano puede ser incómodo de respirar. No fumes durante el proceso y utiliza guantes para proteger tus manos. El procedimiento como ves es bastante sencillo.

3. Resultado final

Tienes varias opciones: secarlo y fumarlo en un porro o dejarlo en húmedo y vaporizarlo o quemarlo en forma de dab. Hagas lo que hagas con este método de cómo hacer hachís casero te aseguras un resultado final limpio y sin impurezas, gracias a la capacidad de eliminar residuos de la materia vegetal que tiene el butano.

Cómo Hacer Hachís Casero Manualmente

Otro método de hacer hachís que queremos mostrarte es el tradicional de frotado manual. Se trata de un método mu sencillo para el que apenas necesitas materiales. Más allá de una buena producción de cannabis u hojas de azúcar plagadas de resina. Ya sabes, cuánto mejor el input, mejor el output.

También es un método más económico y recomendables para aquellos que no quieran destinar muchos recursos en este proceso. No obstante, no es proceso que más se utiliza hoy en día, ya que sí que hay que destinar bastante tiempo.

La forma manual de cómo hacer hachís casero es más laboriosa pero con resultados sorprendentes.

1. Requisitos

Únicamente precisas de cogollos de marihuana sin secar y adecuadamente manicurados. Además, es especialmente importante en este método  que tengas las manos muy limpias para no estropear el resultado final. Finalmente, tendremos que contar con una superficie limpia en la que depositar el hachís.

2. Procedimiento

Muy sencillo: Coloca el cogollo de marihuana en la palma de tu mano y comienza a hacer movimientos circulares con la ayuda de la otra palma de la mano y si apretar demasiado. Tendremos que continuar con el proceso hasta que del cogollo salga una resina pegajosa, que tendremos que recoger e ir formando una pelota, que depositaremos en una superficie limpia ¡Y listo!

Conclusión

Esto ha sido todo el contenido sobre cómo hacer hachís casero de calidad. Como veis, existen diferentes métodos y cada uno de ellos, obtiene un producto distinto. Si quieres hachís casero más similar al polen seco, lo mejor es utilizar el método con tamices. Si por el contrario, aprecias una textura más húmeda y pastos, puedes utilizar la técnica de BHO e incluso el Bubble Hash. Sea cual sea la que utilices, estamos seguros de que los resultados serán buenos si sigues los pasos.

Si te ha gustado este artículo sobre cómo hacer hachís casero te recomendamos que leas: Manicurar en Seco o en Húmedo la Marihuana ¿Cuándo es Mejor? y El Papel de la Marihuana para el Intestino Irritable y Divertículos.

Imágenes vía Pexels

Comparte!

¿Te ha gustado "Cómo Hacer Hachís Casero: Guía completa con todos los métodos" ?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
(1 votos, promedio: 5,00 de 5)

Suscríbete para recibir ofertas y regalos




Palabras relacionadas:
Cómo Hacer Hachís Casero: Guía completa con todos los métodos
Cómo Hacer Hachís Casero: Guía completa con todos los métodos Descubre cómo hacer hachís casero y todas las técnicas que existen para ello. En unos sencillos pasos, obtendrás hachís casero de calidad premium.
https://www.semillas-de-marihuana.com

Artículos relacionados

Comentarios

Aún no hay comentarios para "Cómo Hacer Hachís Casero: Guía completa con todos los métodos"

    Deja tu comentario