Blog sobre la Marihuana | Experiencia Natural
Envío + Semilla Gratis a los 30€
Inicio » Cultivo de marihuana » Aumentar el THC de la marihuana ¿Cómo hacerlo?


14.10.19

Aumentar el THC de la marihuana ¿Cómo hacerlo?

Comparte!

El THC es el Cannabinoide con más efectos piscoactivos del Cannabis. Es por ello, que muchos growers se estrujan los sesos con el objetivo de aumentar el THC de la marihuana y obtener un resultado mucho más potente, ya sea para dines terapéuticos o recreativos. En el artículo de hoy aprenderás a sacar el máximo partido a tus plantas y aumentar la potencia de la marihuana de una forma sencilla y económica. Qué más se puede pedir!

¿Cómo aumentar el THC de la marihuana? | Factores que potencian la psicoactividad

El epicentro de la creación del THC son los tricomas. Esos pequeños puntos escarchados, de aspecto lechoso y brillante, que relucen en tu marihuana al finalizar su ciclo de crecimiento. Por ello, si potenciamos la creación de estas pequeñas moléculas, también estaremos favoreciendo subir el THC de la marihuana. Aquí os dejamos una guía en la que explicamos cómo aumentar la producción de tricomas en tu marihuana, que a la vez se ocupan de proteger a la enplanta de los potentes rayos UV-B. En los tricomas también se fabrican los responsables del aroma de las plantas, los terpenos. Por lo que si optamos por favorecer la aparición de más tricomas, no solo obtendremos cogollos más potentes, sino también más sabrosos y aromáticos.

Pero los tricomas no son los únicos elementos que pueden aumentar el THC de la marihuana. De esta forma, existen diferentes variables que pueden hacer que nuestra cosecha pase a tener esa extra de psicoactividad que estamos buscando. Vamos con los factores que pueden hacer que suba el THC del Cannabis. Comenzamos!

Variedad de marihuana y su genética

Si los tricomas son importantes para la creación de THC, los genes de tu planta son sin duda el aspecto más importante a la hora de determinar la potencia de tu Cannabis.

De esta forma, la genética de una cepa establece el máximo THC y otros cannabinoides que la planta podrá producir. Aunque podamos usar métodos para aumentar el THC de la marihuana, como ahora veremos, nunca podremos excedernos de ese límite. Por ello, la primera limitación a la hora de subir el THC de la marihuana es su propia genética.

Aumentar el THC de la marihuana

Por ejemplo, digamos que la cepa seleccionada solo puede producir hasta un 15% de THC. Eso significa que puede obtener menos de este nivel si no cultivamos la planta en las condiciones correctas y, a la vez, no podremos nunca superar ese tanto por ciento.

Para obtener ejemplares muy potentes, lo ideal es comenzar con genes de cepas con alto contenido en THC de un banco de semillas respetable. Aprende a investigar entre las variedades que más potencia tienen para obtener la planta que satisfaga tus necesidades.

Algunas cepas son, simplemente, bajas en THC. Estas variedades son muy útiles para consumir durante el día y no sentirse tan colocado. Desafortunadamente, este tipo de marihuana no sirve para subir su THC. No hay nada que puedas hacer para vencer a la naturaleza y a la genética de una planta. Por lo que comienza con unos buenos genes.

Época de cosecha

Muchos cultivadores no se dan cuenta, en ocasiones, que para aumentar el THC de la marihuana, lo segundo que debemos de hacer es respetar el tiempo de cosechado. De esta forma, recolectan sus cogollos demasiado pronto, reduciendo drásticamente los rendimientos y la potencia del Cannabis.

Existe un periodo de 2 a 3 semanas durante la etapa de floración en el que las plantas se encuentran en estado de madurez y los cogollos se encuentran con los niveles más altos de THC posibles. Llegados a este punto, las pequeñas glándulas de resina de las que antes hablamos (tricomas), han adquirido un color blanquecino, lechoso y la mayoría de los pelillos (pistilos) se han oscurecido y rizado. Como observamos en la imagen. Este es el punto de maduración óptima de los tricomas y es el momento de llevar a cabo la cosecha.

Aumentar el THC en la marihuana

Si cosechamos antes de este punto, no habremos permitido a la planta alcanzar todo su potencial y le estaremos restando bastante potencia. Los cogollos cosechados antes de tiempo cuentan con un sabor y aroma peor. Además, en muchas ocasiones, producen dolores de cabeza al consumirlos, aunque en el proceso de curado podremos corregir esto. Es por esto que hay que evitar realizar la cosecha tempranera.

Por otro lado, si permitimos que la planta madure demasiado, también estaremos modificando el perfil de los cannabinoides. De esta forma, los cogollos retirados de forma tardía tienden a producir un efecto más corporal y relajante y los efectos psicoactivos del THC pueden reducirse, ya que este cannabinoide se degrada en CBN. Por lo que no nos interesa hacer una cosecha demasiado tardía si queremos aumentar el THC de la marihuana.

Cuidados de la planta

Para que el Cannabis produzca los cogollos más potentes posibles, necesitamos una planta robusta y saludable, con muchas ramas repletas de cogollos que reciban la luz de forma directa durante la etapa de la floración.

Esto significa que hay que evitar los típicos errores que comentemos cuando cultivamos Cannabis. Como pueden ser el exceso o la falta de riego, el estrés producido por el calor, problemas derivados del sistema radicular, fotoperiodos irregulares y carencias de nutrientes varias.

Trata de mantener un pH equilibrado, tanto en agua como en la tierra y evita los cambios extremos de temperatura y humedad. Básicamente, trata a tu planta de Cannabis como si fuera tu propia niña y obtendrás unos resultados de potencia increíbles.

Niveles de luz

Aunque existen cepas de Cannabis capaces de crecer en condiciones de poca luz, si lo que queremos es obtener un gran cantidad de cogollos generosos en resina, necesitamos una luz que incida de forma proporcional en todos los cogollos durante la floración. La luz es otro de los factores fundamentales para aumentar el THC de la marihuana. De esta forma, la planta se sirve de la luz para impulsar el crecimiento e los cogollos, en armonía con el THC y otros cannabinoides.

La planta entiende la exposición a los rayos UV-B como un peligro. Es por ello que centrará sus energías en la creación de más tricomas, que sirven de capa protección contra este tipo de rayo, muy dañinos para otros seres vivos. De esta forma, las plantas más potentes del planeta, las Sativas, son aquellas cultivadas en las zonas próximas al Ecuador y zonas de alta montaña de la India, donde este tipo de rayos UV caen de forma más incidente. Si exponemos a nuestro cultivo a un fotoperiodo de 12 horas de luz UV-B, estaremos aumentando lo niveles de THC considerablemente.

Aumentar el THC de la marihuana

Par a obtener estas condiciones en interior, tendremos que combinar la utilización de una bombilla de halogenuros metálicos, con dos bombillas de Sodio. Con esta disposición podremos conseguir aumentar el THC de la marihuana, aunque puede que incurramos en un ligero descenso de la producción. Tal y como ocurriría en un clima próximo al ecuador o de al ta montaña.

La luz determina a menudo la temperatura de la sala de cultivo. Este es otro factor determinante a la hora de aumentar la potencia de la marihuana. De esta forma, para una buena producción de tricomas, se aconsejan temperaturas que vayan de los 17 a los 28 grados. Por debajo de los 17 grados estaremos generando un tricoma mas pequeño, al no tener que proteger la planta de los rayos UV-B. Por otro lado, si subimos de los 18 grados, estaríamos degradando el THC, ya que el tricoma crecería mucho más, para proteger la planta, pero también serán más débiles y se volatilizarán más fácilmente.

Curado para subir el THC de la marihuana

Existe evidencia de que el proceso de curado aumenta significativamente la potencia percibida de los cogollos de marihuana. Al curar los cogollos en frascos de vidrio no aumentamos los niveles de THC de forma directa, pero sí aumentamos la potencia que percibimos al consumirlos.

Aumentar el THC en la marihuana

Aunque pueda difícil de entender, esto puede deberse a que existen cambios químicos que ocurre durante el curado que intensifican los efectos del THC y otros Cannabiniodes. La verdad, es que no hay más que comparar consumir una hierba simplemente secada, de una hierba propiamente curada durante el tiempo adecuado.

El efecto de curado también tiene otros beneficios para la cosecha. Por ejemplo, los cogollos simplemente secados, a menudo cuentan con un aroma más herbal, similar al de la hierba cortada o el heno, pese a su potente aroma durante la floración. El proceso de curado ayuda a eliminar el sabor y aroma desagradable de la marihuana y recupera el sabor y aroma tan apreciado de la etapa de floración.

Como antes indicamos, los cogollos mal secos pueden causar dolores de cabeza a muchos usuarios y el curado a menudo reduce estos efectos negativos.

Si te ha gustado este artículo te recomendamos que leas El mejor Cannabis cítrico | Top 5 variedades y Medio de cultivo para la marihuana ¿Cuál es el mejor?.

Fotos vía Growweedeasy

Comparte!

¿Te ha gustado "Aumentar el THC de la marihuana ¿Cómo hacerlo?" ?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
(7 votos, promedio: 3,86 de 5)

Suscríbete para recibir ofertas y regalos




Palabras relacionadas:
¿Cómo aumentar el THC de la marihuana?
¿Cómo aumentar el THC de la marihuana? Aprende a aumentar el THC de la marihuana siguiendo unos sencillos pasos que harán que tu hierba se convierta en la más psicoactiva.
https://www.semillas-de-marihuana.com

Artículos relacionados

Comentarios

Aún no hay comentarios para "Aumentar el THC de la marihuana ¿Cómo hacerlo?"

    Deja tu comentario